sábado, 3 de enero de 2015

* Gnosis 2015; cómo los Arcontes manejan el proceso del ser humano *

***Hermosa noche de Sábado para todos.

En el último día del 2014 cerraba hablando de la religión y los llamados *misterios*.
Ayer les decía sobre cómo la ciencia actual se dice y desdice, las galaxias, los núcleos, los átomos.
Gran lectura para analizar muy pero muy profundamente, y me interesa muchísimo que ustedes me ayuden a desmenuzar éstos textos porque cuantas más miradas y cerebros pensando, más rico se hace el conocimiento. Si algo aún no me queda claro es lo que revela el Cristo Gnóstico, si siguen siendo *parábolas* porque explicarlo es tremendamente complicado para mujeres y hombres de hace 2000 años o bien.. es literal. 

Las entidades que Cristo cita bien podrían ser entendidas como eso, entidades incorpóreas, aunque son hijos de la materia por lo tanto....¿habitan físicamente un lugar invisible?, si así fuere...,ese lugar..¿podría ser dentro de nuestra galaxia o en otra?, si no tienen cuerpo similar al humano ¿son entonces las mismas galaxias las esferas que dichos Arcontes regentean? ¿son los planetas de nuestro sistema solar?, en fin...Tengan en cuenta lo maravilloso de éste texto...2000 años de antiguedad...



Les hablaba de Gnosis y vamos a arrancar ésta Gnosis 2015 con una mínima parte de alguno de los misterios que el Cristo del Nag Hammadi le transfiere a sus discípulos en referencia a cómo trabaja la arquitectura y el diseño *técnico* de un ser humano a cargo de los Arcontes.
Al final del texto algunas reflexiones;

Cristo le habla a María;

-*Cuando la luz del sol está por encima del mundo oculta las tinieblas del dragón; pero si el sol está debajo del mundo, entonces las tinieblas del dragón permanecen como velos del sol y su hálito cae sobre el mundo por la noche en forma de humo, es decir, que si el sol recogiera sus rayos a sí mismo, el mundo no sería capaz de soportar las tinieblas del dragón en su verdadera forma; de otro modo sería disuelto e iría a su ruina total*.

María le pregunta a Cristo;

-¿Quién compele al hombre a pecar?
El Salvador respondió diciéndole a María:

-*Son los arcontes del Destino los que compelen al hombre a pecar. Cuando un alma antigua está a punto de descender por medio de ellos, entonces los arcontes de ese gran Destino que están en la cabeza de los Aeones, que es la región conocida como el reino de Adamas, la cual es esa región que está enfrente de la Virgen de Luz, le dan al alma antigua una copa del olvido hecha con el germen de la maldad y llena de toda clase de deseos y olvidos. Inmediatamente cuando esa alma haya bebido de la copa, se olvida de todas las regiones que ha visitado y de todos los castigos por los que ha pasado.
Y esa copa del agua del olvido se convierte en un cuerpo fuera del alma, que se parece al alma de todas sus formas y actúa como ella, ésta es llamada el espíritu falso.

Si por el contrario, es un alma nueva que ellos han extraído del trabajo de l os arcontes y de las lágrimas de sus ojos o más bien del aliento de sus bocas, =en una palabra, si ésta es una de las almas nuevas o si es una del trabajo de los arcontes, entonces los cinco grandes arcontes del Destino toman el trabajo de todos los arcontes de sus Aeones, lo modelan, lo dividen y hacen de él una alma=. O si es desecho de la purificación de la Luz, Melquisedec lo toma entonces de los arcontes. Los cinco grandes arcontes del Destino modelan simultáneamente el desecho, lo dividen y hacen de él almas diferentes para que cada uno de los arcontes de los Aeones deposite su parte dentro del alma. Por esta razón lo modelan juntos para que todos puedan tener parte en ella.

Y los cinco grandes arcontes, si lo dividen y convierten en almas, lo extraen del trabajo de los arcontes. Pero si es uno de los del desecho de la purificación de la Luz entonces Melquisedec, el Gran Receptor de la Luz, toma el desecho de los arcontes, o si es de las lágrimas de sus ojos o del aliento de sus bocas, =en una palabra, extraído de tales almas, cuando los cinco arcontes lo dividen y lo convierten en almas diferentes, o más bien si es una alma antigua, el arconte que está en la cabeza de los Aeones mezcla la copa del olvido con el germen de la maldad y la mezcla con cada una de las almas nuevas en el momento de estar en la región de la cabeza. Y esa copa del olvido se convierte en el espíritu falso para esa alma y aguarda el momento oportuno fuera del alma convirtiéndose en una vestidura para ella y con mucha semejanza en toda forma, siendo
como una envoltura en el exterior.



Y los cinco grandes arcontes del Gran Destino de los Aeones y el arconte del disco del sol y el arconte del disco de la luna soplan en el corazón de esa alma y surge de ellos una parte de mi poder que el último Auxiliar ha depositado en la Mezcla. Y la parte de ese poder permanece dentro del alma, desencadenada y existiendo sobre su propia autoridad para la economía por la cual ha sido intercalada, para darle entendimiento al alma con el objeto de que siempre pueda buscar las obras de la luz de las alturas o las variedades del alma en cada forma y se asemeje a ella. 

Este no puede estar fuera del alma sino que permanece dentro de ella tal como lo he ordenado desde el principio. Los cinco grandes arcontes del Gran Destino de los Aeones y los arcontes del disco del Sol y los arcontes del disco de la luna soplan dentro del corazón de esa alma y de ellos emana una parte de mi poder, tal como os lo he dicho. Y la parte de ese poder permanece dentro del alma con el objeto de que ésta pueda mantenerse en pie. Y colocan al espíritu falso fuera del alma, vigilándolo y designándolo a ella; y los arcontes lo atan al alma con sus sellos y sus lazos, y lo unen a ella para que siempre pueda controlarla a fin de que constantemente cometa sus injurias e iniquidades y sea su esclava permaneciendo bajo su dominio en los cambios de cuerpo; y la sellan a él para exponerla a todos los pecados y deseos del mundo. 

Por esta causa he traído los misterios a este mundo para desatar todos los lazos del espíritu falso y todos los sellos atados al alma, esos misterios que liberan al alma de sus padres los arcontes y las transforman en luz sutil para conducirla hasta el Reino de su Padre, el Primer Principio, el Primer Misterio, eternamente. Por esta causa os he dicho en ese entonces: Debéis abandonar a vuestros padres, los arcontes del Destino, para que yo pueda convertiros en hijos del Primer Misterio eternamente.



Los arcontes sellan el espíritu falso al alma, para que ésta no lo inquiete constantemente, obligándolo a cometer toda clase de pecados e iniquidades. Por otra parte ordenan al espíritu falso diciéndole: Si el alma sale del cuerpo, no la perturbes porque ha sido destinada y transferida a todas las regiones de los juicios, región por región, a causa de todos los pecados que tú has hecho que cometa para ser castigada en todas las regiones de los juicios y no pueda ascender a la Luz y retorne a los cambios de cuerpo. En una palabra, ellos ordenan al espíritu falso diciéndole: No la perturbes en ningún momento si no pronuncia los misterios y desata todos los sellos y todos los lazos con los cuales te hemos atado a ella. 

Pero si pronuncia los misterios y deshace todos los sellos y todos los lazos y pronuncia la apología de la región, dejadla libre porque pertenece a aquellos de la luz de las Alturas y se ha convertido en una extraña para nosotros y para ti, y tú no podrás posesionarte de ella de ese momento en adelante. Si por el contrario, ella no pronuncia los misterios que permiten la aniquilación de vuestros lazos y vuestros sellos y las apologías de la región, entonces posesiónate de ella y no dejes que salga; tú la transferirás a los castigos y a todas las regiones de los juicios por todos los pecados que le habéis hecho cometer. Después de esto condúcela ante la Virgen de la Luz, quien la enviará una vez más al circuito.



Del cargo otorgado a los servidores.

Los arcontes del Gran Destino de los Aeones entregan el alma al espíritu falso, y los arcontes convocan a los servidores de sus Aeones hasta el número de trescientos sesenta y cinco y les entregan el alma y el espíritu falso que se encuentran atados uno con el otro. El espíritu falso está por fuera del alma, y la mezcla del poder es lo interno, estando los dos dentro de ella para que puedan sostenerse porque es el poder que los mantiene erguidos a los dos. Y los arcontes ordenan a los servidores, diciéndoles: Este es el tipo que debéis poner en el cuerpo de materia del mundo. Y por cierto ellos responden: Poned la mezcla del poder que es lo interno del alma, dentro de todas las almas para que puedan erguirse, ya que ésta les da su rectitud; y después del alma poned al espíritu falso.

La concepción.

Así es como ordenan a sus servidores para poder depositarla en los cuerpos del antitipo. Y siguiendo este modelo los servidores de los arcontes traen al mundo, el poder, el alma y el espíritu falso y los vierten en el mundo de los arcontes de en medio. Los regidores de en medio buscan al espíritu falso y también al destino; cuyo nombre es Moira; que conduce al hombre hasta la muerte que se le ha señalado y que ha sido atada al alma por los arcontes del Gran Destino. Y los servidores de la esfera vinculan el alma, el poder, el espíritu falso y el destino y los dividen en dos partes y buscan por el hombre y la mujer a quienes han señalado para que estos puedan enviarlos a ellos. 

Y dan una porción al hombre y otra porción a la mujer en sus alimentos o en un soplo de aire o en el agua o en cualquier otro líquido que beban.
Todo esto os lo diré, tal como las especies de cada alma y su tipo, la forma en que penetran en los cuerpos, ya sea de hombres, de aves, de animales, de bestias salvajes, de reptiles o de todas las especies que existen en el mundo. Os diré su género y en qué tipo penetran en los hombres; esto os lo diré en la expansión del universo.



De la compulsión de los padres.

Así pues, cuando los servidores de los arcontes dan una porción a la mujer y la otra al hombre en la forma que ya os he dicho, secretamente los compelen aunque estén separados uno del otro por una gran distancia, para que se pongan de acuerdo en el mundo. Y el espíritu falso que está en el hombre viene a la parte que está entregada al mundo en la materia de su cuerpo y lo alza para depositarlo en el vientre de la mujer =en la porción o parte= que está entregada a la simiente de maldad.

Del proceso de gestación.

Y en ese momento los trescientos sesenta y cinco servidores de los arcontes acuden a su vientre y lo convierten en su morada. Los servidores unen las porciones una con la otra y retiene la esencia de todos los alimentos que come y bebe en su vientre hasta por cuarenta días. Y después de cuarenta días mezclan la esencia del poder de todo el alimento y lo revuelven bien en el vientre de la mujer.
Después de estos cuarenta días pasan otros treinta días más, construyendo sus miembros a la imagen del cuerpo del hombre; cada uno construye un miembro. Yo os diré de los liturgos que lo construyen, en la expansión del universo.



De la encarnación del alma.

Después que los servidores han terminado en setenta días el cuerpo completo con todos sus miembros, invocan en primer término al espíritu falso, después al alma y más tarde a la mezcla del poder dentro del alma. Al destino lo colocan aparte de todos porque no está mezclado con ellos sino siguiéndolos y acompañándolos.

De la sellada del plasma.

Mas tarde los servidores los sellan uno tras otro con todos los sellos que los arcontes les han señalado. Y sellan el día en que levantaron su morada en el vientre de la mujer, lo sellan en la mano izquierda del plasma. Y en la mano derecha sellan el día en que completaron el cuerpo. Y sellan el día en que los arcontes se los han entregado, en medio del cráneo del cuerpo del plasma. Y sellan en el lado izquierdo del cráneo del plasma, el día en que el alma se ha liberado de los arcontes. Y sellan a la derecha del cráneo del plasma, el día en que mezclan los miembros y los separan para el alma. Y el día en que han atado el espíritu falso al alma lo sellan atrás del cráneo del plasma. Y el día en que los arcontes han depositado el poder en el cuerpo, lo sellan en el cerebro que está en medio de la cabeza del plasma como también dentro del corazón. 

Y el tiempo que el alma tendrá en el cuerpo lo sellan en la frente del plasma. Así es como sellan todos los sellos en el plasma. Y os diré el nombre de todos estos sellos en la expansión del universo; y
después de la expansión del universo os diré por qué todo esto ha acontecido y si podéis comprenderlo. Yo soy ese misterio.
Así pues, los servidores perfeccionan al hombre completo y a todos los sellos con los que sellan al cuerpo; 

Los servidores tienen consigo toda la particularidad de los sellos y la traen a todos los arcontes retributivos que están por encima de los castigos de los juicios y éstos la entregan a sus receptores para que puedan conducir sus almas fuera de los cuerpos, ellos les entregan la particularidad de los sellos para que conozcan el momento en que han de conducir a las almas fuera de los cuerpos y para que sepan el momento en que han de hacer que nazca el cuerpo y enviar a los servidores que estén cerca de ella y la sigan, dando testimonio de todos los pecados que cometa, por amor a la forma y el modo de como habrán de castigarla en el juicio.



Del destino.

Y cuando los servidores han entregado la particularidad de los sellos a los arcontes retributivos, éstos vuelven a la economía de sus ocupaciones que les son señaladas a través de los arcontes del Gran Destino. Y cuando el número de meses para el nacimiento del niño está completo, éste nace. Pequeña es la mezcla del poder en él y pequeña es el alma; pequeño también el espíritu falso. El destino por el contrario es grande porque no está mezclado con el cuerpo para su economía, sin embargo sigue detrás del alma, del cuerpo y del espíritu falso hasta el momento en que ésta surja del cuerpo a causa del tipo de muerte por la que deberá desencarnar el cuerpo de acuerdo al desencarne señalado para él por los arcontes del Gran Destino.

De cómo un hombre encuentra su muerte.

Si habrá de morir por un animal salvaje, el destino conduce a la bestia contra él hasta que lo mate, o si habrá de morir por una serpiente, o por desgracia caer en un abismo, o si habrá de suicidarse, o ahogarse o por cualquier otra muerte que puede ser peor o mejor que éstas. En una palabra, es el destino quien impulsa su muerte sobre él. Este es el trabajo del destino y no tiene otra finalidad sino ésa. Y el destino persigue al hombre hasta el día de su muerte*.



Y María respondió diciendo;

- Entonces a todos los hombres que pueblan la faz de la Tierra, ¿habrá de sucederles lo que está señalado por los arcontes del Destino, sea esto bueno o malo, de pecado, de vida o de muerte?

Y el Salvador respondió diciéndole a María:

-*Amén os digo: Todo lo que está señalado por el Destino para cada uno, le sucede, ya sea esto bueno o malo.

De las llaves de los misterios.

-*Por esta causa he traído las llaves de los misterios del Reino de los cielos, de otra manera nadie podría ser salvo. Porque sin los misterios ninguno entraría en el Reino de la Luz aunque fuera justo o pecador.
Así pues, por esta causa he traído al mundo las llaves de los misterios, para poder liberar a los pecadores que han tenido fe en mí y me han escuchado, y liberarlos de los lazos y de los sellos de los Aeones de los arcontes y atarlos a los sellos y las vestiduras y las órdenes de la Luz, para que aquél que yo libere en el mundo sea liberado en las alturas y para que aquél que yo vincule en el mundo a los sellos y a las vestiduras y a las órdenes de la Luz, sean enlazados en la Tierra de la Luz a las órdenes de las Herencias de la Luz.

Para bien de los pecadores, me he separado en esta hora y les he traído los misterios para liberarlos de los Aeones de los arcontes y vincularlos a las Herencias de la Luz. Y no solamente los pecadores sino también los justos con el fin de que conozcan los misterios y puedan ser llevados a la Luz, ya que sin los misterios no podrían ser conducidos a la Luz.



Los misterios son para todos los hombres.
Por esta causa no los he ocultado sino que los he pregonado claramente y en voz alta, y no he separado a los pecadores solamente sino que he pregonado en voz alta para todos, a justos y pecadores diciéndoles:
El que busca encuentra, tocad y se os abrirá; porque el que busca la verdad la encontrará y al que toca se le abrirá. Porque yo he dicho a todos los hombres; Buscad los misterios del Reino de la Luz que os purificarán, os perfeccionarán y os conducirán hacia la Luz*.

¿Revelador no?, pero además...grave, muy grave diría yo.
Me pregunto si la intención de haber excluído la Gnosis de los *libros sagrados oficiales* no obedece precisamente a éstos detalles que son nada más y nada menos que...nuestra salvación.
Nuestras *llaves* como decía el Maestro. El Cristo deja bien claro cómo es la génesis, la alquimia, la *elaboración* del ser humano, con lujo de detalles y aclara que *sin los misterios nadie podría ser salvo porque sin los misterios ninguno entraría en el Reino de la Luz aunque fuera justo o pecador*.

De ser ésto cierto..¿se están dando cuenta de la gravedad en la que nos han sumido? porque si ya de por sí, es impactante la explicación sobre el porqué *somos*, gravísimo es que nos encontremos *privados absolutamente* de un Conocimiento que Cristo había venido a entregar..Conocimiento que al ser *suprimido* nos mantiene encerrados en la gran cárcel demiúrguica, de la cual no podemos salir fruto del reciclaje de la rueda de re-encarnación o karma. Esas *otras realidades* que conocemos a través de testimonios sobre la vida después de la muerte, por ejemplo de aquél niño inglés =Cameron Macaulay= que citáramos una vez aquí, de los ¿*mitos?* sobre las aguas de Leteo, de personas que testimonian haber *salido* de su cuerpo, y mil testimonios similares, no serían ya un *fenómeno* sin explicación.
¿Se están dando cuenta del valor que encierra el Nag Hammadi?.



¿Estaban realmente locos aquellos Gnósticos?, era aquél Cristo una ¿*invención?, ¿sería capaz de armar semejante historia y repetirla de memoria una y otra vez a sus discípulos sin cometer un error que delatara el engaño de dichos argumentos?..¿Es casualidad que la Gnosis haya sido perseguida junto con sus partidarios?.
Esferas invisibles por encima y por debajo de la Tierra donde cada una de ellas está regida por entidades supra-naturales, Arcontes, Regidores, Potestades, en realidad entidades invisibles a nuestros ojos que poseen la capacidad de mantener semejante maquinaria etérea con la cual se entretienen y le dan forma a su propio reino que dominan a merced de nosotros. 

Un gran teatro invisible para nosotros pero bien visible para ellos donde éstas marionetas que somos animamos la función...Ahora bien, de ser cierto todo ésto verán que a pesar de que éstas entidades arcónticas y demiúrguicas tienen un control absoluto, no es tan así.
Creo que el hito Cristo fué precisamente el final de la invulnerabilidad de ese reino, porque Cristo es enviado a *deshacer* dicho intrincado mecanismo revelándonos la forma.
Si creemos en ésto desde la aplicación en nuestro mundo material dejamos de tener Fé para poseer Conocimiento, algo que hace de la fé un mero mecanismo que hace las veces de *puerta infranqueable para no decirnons la Verdad*. 

La fé, concebida como nos la han explicado es usada para el mal, para nuestro propio mal precisamente porque *sella* un conocimiento que ha sido *retenido* por quienes hoy manejan la religión.



La misión de Cristo ha venido a ser como el ejemplo que les citaba en el último post 2014.
Es como el Doctor que antes sólo decía que había que lavarse las manos antes de comer, pero que luego tuvo que explicarnos porqué, por las bacterias, por los microbios, y todos los detalles que un Doc conoce de sus ciencia. Podríamos preguntarnos si es necesario entonces que tengamos que hacer semejante travesía para poder *salir* del reino enorme del Demiurgo, porqué directamente Cristo o el Creador Supremo no pudieron hacérnosla más fácil..¿no?. Pues recordemos que el Demiurgo es un Eón, creatura emanada de Sofía, otro gran Eón, y que en la mecánica que Cristo describe en el Nag Hammadi, es a través de la misma *emanación* que toda ésta basura tiene que depurarse. 
Veamos. 

Si fuimos manipulados para transformarnos en luz impura por el Demiurgo o en luz defectuosa si se quiere, de ninguna manera la luz se extingue, debe depurarse. Cristo habla de que las almas que logran *salir* de éstas múltiples cárceles invisibles ascienden a *su casa*, y ya no más cárceles, ni materia, ni reciclaje ni sufrimientos. El grave problema es que en cada una de esas *comisarías* o estaciones de control, retenes u *oficinas aduaneras* al alma se le pide la contraseña...para dejarla pasar. Si nosotros no conocemos la contraseña no burlaremos ningún retén y regresaremos aquí.



Ahí están los misterios...y quienes actualmente los administran. Éstos misterios administrados pos los Apóstoles pero no conocidos por el vulgo común hace que entonces dependamos de la buena voluntad o del real conocimiento que tengan quienes se dicen ser *mediadores de dios*, es decir, curas, rabinos, imanes, pastores, etc...Si un Médico cuida de la salud de nuestro cuerpo y un Abogado nos representa en litigios judiciales, un Arquitecto proyecta correctamente nuestra casa, un *sacerdote* tiene nada más y nada menos que cuidar por la salvación de nustra alma...

¿Podemos confiar en ellos?...esa es la gran pregunta cuando analizamos el estado en el que el mundo es *medicado* por los expertos de la religión. En otras partes de los evangelios gnósticos, los Discípulos le preguntan a Cristo si ellos pueden *hacer* que un alma desencarnada que ha vivido en un ser bueno, que no ha pecado o que ha pecado poco, es decir una buena persona, ésta por no conocer los misterios es retenida en los *retenes arcónticos*, si es posible *invocar* los misterios para que esa alma pueda finalmente sortear cada retén y ascender a la luz saliendo del reino impuro. Cristo les dice que sí, rotundamente...

Ésto nos da la dimensión que tienen quienes *administran* hoy la religión...¿Conocen en Verdad los misterios?, ¿Los conocen y no los usan?, es doblemente grave porque si muy pocas personas en éste mundo saben del Nag Hammadi y no se lo aprenden y aplican los misterios, el día en que desencarnen dependerán de su religión si la tienen y de quienes deben aplicar los misterios para ayudar a las almas a salir de ésta obscuridad en la que estamos atrapados, ¡nada más y nada menos...!



Esos retenes en cada uno de los cuales hay *controladores* o gendarmes arcónticos no dejan pasar a nadie que no posea las llaves o que al menos sean usadas *a larga distancia* desde aquí por su pastor quien la encomedará a través de su Conocimiento, y eso madre mía..*no es moco e pavo* ..como decimos aquí.
Si lo pensamos como algo justo, realmente ningún alma que no se haya depurado debe salir de las prisiones del Demiurgo y es lógico, del otro lado del reino material arcóntico no desean recibir a gente con un mal prontuario...je..

Esa justicia sí que verdaderamente es divina y justa, no comete errores como la nuestra aquí abajo.
Pero Cristo dice algo muy importante con respecto a *un tiempo* hasta el cual se podrá esperar que la gran mayoría de las almas =a través del Conocimiento que Él vino a entregarnos= salgan de éste mundo demiúrguico para retornar a su pureza fuera de las esferas corruptas de éste Arconte. Cuando ese tiempo acabe, la puerta de salida ya no será abierta...

Es decir que si analizamos ésto, hay un tiempo desconocido durante el cual todos nosotros tenemos la posibilidad de que en cada *reciclaje* que el Demiurgo utiliza para su diversión, nosotros podamos hallar el conocimiento para burlarlo, pero habrá un tiempo en el cual quedarían un número de *seres humanos* viviendo ya sin posibilidad de reciclaje ni más oportunidades de adquirir Conocimiento.



En ese tiempo Cristo le dice a sus Apóstoles que va a depurar a los Eones =los que rigen el reino del Demiurgo= con todo lo que contienen incluído. Ese habrá de ser entonces el fin de la materia o mejor dicho el final del reino del Arconte. 
Cristo dice en alguna parte *enrollaré los Eones y sus esferas*..¿recuerdan?...*Y el cielo se enrolló como un pergamino*...
Cristo hablaba de..¿la pérdida de nuestra atmósfera? que no nos permitiría ver el cielo *azul* como lo conocemos o..¿el replegamiento del universo?, o ¿el colapso del Sol?, o ¿una onda gravitacional desde Sagitario A?. 
No lo sabemos pero Cristo hablaba en parábolas y estoy convencido que Él Maestro fué el Científico por excelencia..de todos los tiempos.

Mientras el tiempo del tiempo se está gestando debemos tener alegría de saber al menos todo ésto, porque estamos descubriendo la raíz de nuestras desgracias pero también de nuestra gracia.
¡Hay tanto para analizar en éste texto! que no terminaría éste post sin seguir agregando apostillas..
Éste conocimiento me lleva aveces a pensar si no sería...el famoso Santo Grial..porque...
¿hay algo más grandioso que la revelación de los misterios para ser salvos?...

Gilgamesh***

No hay comentarios :