viernes, 21 de junio de 2019

* España envejece *

***Muy feliz alfinViernes para todxs.

Ayer les compartía sobre el nacionalismo y en cierta forma lo que compartiré más abajo tiene también que ver.
España envejece.., la tasa de natalidad disminuye, los expertos españoles que analizan ésto se lo toman como algo grave, les preocupa, hacen hincapié también en que las *mujeres extranjeras* que viven en España tienen mejores tasas de natalidad, pero claro...son extranjeras.
¿Se teme en España perder la pureza de líneas de sangre tradicionalmente españolas?

Es probable, los tiempos políticos actuales han puesto en evidencia más que nunca, que a muchos les preocupa un mestizaje que según ellos...diluye a *la raza* autóctona.
Pero vean qué cosa...que sin inmigrantes en España la tasa de natalidad habría caído aún mucho más.
En la nota, los especialistas citan una serie de factores que inciden en éste envejecimiento poblacional, y yo me permito acotar desde mi punto de vista que si bien, hay un fuerte componente económico de por medio, la cuestión es más bien *cultural*.

El matrimonio como institución cada vez más goza de desprestigio al igual que la religión tradicional, la cultura de casarse y tener hijos se ha ido desintegrando poco a poco, tanto mujeres como hombres ya no conciben como proyecto de vida formar una familia *teniendo hijos* como excusa o propósito final.
No considero éstos cambios ni como buenos ni como malos, simplemente es algo que está ocurriendo y el tiempo dirá si es algo positivo o negativo.

También creo que ésta era tecnológica imparable ha vuelto a las personas un tanto más egoístas, y en ese egoísmo tanto mujer como hombre, hoy no quieren meterse en problemas que les implique tener hijos y ocuparse de ellos, los tiempos y todo lo que significa la crianza de los hijos no es algo fácil, bien lo sabemos quienes los hemos tenido, pero reitero, la nueva sociedad parece no estar dispuesta a hacer sacrificio alguno cuando su tiempo y su comodidad está en juego.

Si lo pensamos a fondo en realidad ésto no es malo para nadie, pero sí es malo para el sistema ya que al reducirse la tasa de nacimientos y extenderse más la vida de los ancianos, el sistema de pensiones y jubilaciones es insostenible para la forma en cómo funciona.

También la mano de obra que un país necesita para cubrir los puestos de trabajo, algo que finalmente se soluciona permitiendo la entrada de imigrantes, pero que, como podrán apreciar...tampoco es algo que se haga con mucho gusto ya que la *cruza* perturba a quienes ven amenazada la llamada *identidad nacional*, líneas de sangre. 

Realmente, a mi entender es una idiota preocupación porque al fin y al cabo los seres humanos se han ido cruzando desde que el mundo es mundo, y ningunos podemos aducir identidad alguna, más que *cultura*, que es otra cosa, y que está basada en la educación tanto escolar como familiar, y las *costumbres*, todo eso es lo que nos *identifica* con una nación, y sobre eso creo también que, a medida que las personas se vayan desentendiendo de los viejos conceptos tal como estoy viendo, ni siquiera las *vacunas mentales nacionalistas* tendrán el efecto que hasta ahora han tenido.

Creo que vamos hacia una universalización del ser humano con cada vez menos fronteras que dividan, y vamos hacia una globalización en la forma de concebir el mundo y la vida, que en algunas décadas más habrá cambiado profundamente lo que hemos estado concibiendo.

Ni bueno ni malo creo, y tal como decía cuando hablábamos de sexo cósmico y sexo terrenal, pareciera ser que la tendencia apoyada por el Sol y el aumento en la tasa de radiación cósmica, indefectiblemente va a acompañar cada vez más la falta de deseo sexual, los coitos, y la necesidad de *concebir* nuevas vidas, y la tecnología y nuevos modos de vida esterilizando de manera gradual la capacidad orgánica de reproducción.

Qui lo sá...probablemente, de darse todo como lo creo, el sistema ya pondrá en práctica la producción de humanos de laboratorio sin necesidad de un acto sexual tradicional, e incluso...las *Domi* puedan ser también un refuerzo ante la *falta de humanos*.



En una sola década, los nacimientos han caído casi un 30% en España.
Ha disminuido el número de hijos por mujer y se ha retrasado la edad de la maternidad hasta el punto de que ha aumentado un 63% el número de madres con 40 años o más.

El panorama de la fecundidad es desolador.
El año pasado hubo un saldo negativo entre nacimientos y muertes, algo que también ocurrió en 2015 y 2017.
Este país envejecido tiene cada vez más ancianos y menos niños.
La estrecha base de la pirámide va a zozobrar.

MEDIA DE HIJOS POR MUJER



Esta es la radiografía del Instituto Nacional de Estadística-INE sobre la población, con datos aún provisionales.
Una tormenta perfecta sobre la natalidad que se explica por un bajo número de mujeres en edad de procrear, que acusa el declive natalicio de los años ochenta y noventa; por la crisis, que sigue dando niveles de empleo precarios;
por la dificultad para conciliar trabajo y familia y la ausencia de políticas de apoyo a la crianza;
por la imposibilidad de los jóvenes para independizarse, y por la caída de la llegada de inmigrantes en el periodo de recesión.

Una tendencia arraigada

Las generaciones de mujeres en edad de procrear se reducen.
El grupo de 25 a 40 años, que concentra el 85% de los nacimientos, pasó de los 4,98 millones de 2017 a los 4,85 del año pasado.
Una tendencia a la baja que se inició en 2009.

*Las cifras son preocupantes pero no sorprendentes. Son el resultado de tendencias de larga duración, muy arraigadas y llamadas a persistir, en ausencia de cambios importantes en el mercado de trabajo y las condiciones en que se produce la fecundidad*, apunta Joaquín Arango, Catedrático de Sociología de la Complutense.

Su preocupación radica en que ahora las mujeres tienen 1,25 hijos de media, frente a los 1,44 de hace una década =es la cifra más baja desde 2002=.
En que el más de medio millón de nacimientos de hace una década se haya reducido a menos de 370.000 el año pasado =28,95%=, nunca más bajo desde 1998.
En que el primer hijo se haya retrasado a los 31 años, en lugar de a los 29,30 de hace una década.
Mientras, la esperanza de vida al nacer galopa hasta los 83,2 años =80,5 para los hombres y 85,9 para las mujeres=.

El Gobierno ya preveía, en sus últimas proyecciones que envió a Bruselas en mayo, que en 2050 haya seis jubilados por cada 10 trabajadores, frente a los casi tres actuales, lo cual va a tensar mucho la posibilidad de sostener el sistema de pensiones.
Con esta estimación, el Estado dedicará a sufragar estas prestaciones unos 300.000 millones de euros en 2050, frente a los 140.000 millones que destina ahora.

NÚMERO DE NACIMIENTOS



*España será en poco tiempo el país con mayor esperanza de vida.
Y tendremos una de las menores tasas de fecundidad.
En demografía consideramos que una generación se reproduce con 2,1 hijos por mujer.
Llevamos años por debajo del 1,5*, explica Pau Miret, del Centro de Estudios Demográficos de Barcelona.
*Si no tenemos en cuenta la inmigración, nuestra población está envejecida*, sigue.

Los extranjeros han permitido superar los 47 millones de habitantes, una cifra también provisional publicada hace unos meses por el INE y que no se alcanzaba desde 2013. Es la única vía que tiene España ahora mismo para crecer.
El año pasado murieron 426.053 personas.
Desde 1941, cuando el INE comenzó a registrar datos, no se conocía una cifra tan alta.
Así pues, el saldo vegetativo de 2018 fue negativo en 56.262 personas.
La diferencia entre nacimientos y defunciones es la más alta de las negativas desde que hay registros.

El declive demográfico coincide también con la crisis económica.
*Estuvimos creciendo entre 1997 y 2007.
Ahora estamos en una tendencia descendente.
Pese a que los niveles macroeconómicos se han recuperado, los bolsillos no lo han notado.
A nivel social hay una percepción de que la crisis no ha acabado*, añade este experto.

EDAD MEDIA DE LA MADRE AL DAR A LUZ A SU PRIMER HIJO



La gente espera a que las circunstancias y las oportunidades mejoren.
*Casi la mitad de las mujeres de 18 a 55 años desea tener dos hijos, según la encuesta de fecundidad del INE*.
Pero su sueño no se cumple.
*Los motivos que esgrimen son laborales o de conciliación y razones económicas*, indica Miret.
Así que esperan.
Y cada vez se retrasa más la maternidad.

Los alrededor de 8.000 nacimientos de madres con 40 años o más de hace 20 años rozaron el año pasado los 36.000.
*A veces, la espera vuelve la situación irreversible, la fertilidad cae*.

Políticas sociales

*Que la fecundidad siga bajando no es buena señal.
Y además tenemos una de las edades más tardías para el primer hijo en un contexto mundial*, sostiene Teresa Castro, investigadora del Consejo Superior de Investigaciones Científicas experta en natalidad.

Es mayor aún en las mujeres de nacionalidad española =31,59= que en las extranjeras residentes aquí =27,96=.
Más de uno de cada cinco niños nacidos el año pasado tuvieron una madre inmigrante.

*En el norte de Europa tienen mejores datos de natalidad.
No solo es porque aquí el mercado laboral sea más precario, sino porque allí hay políticas sociales, tanto de conciliación como de igualdad de género.
Horarios laborales más flexibles, suficientes escuelas infantiles, algo que aquí hay que mejorar mucho*, expone Castro.

*En España hay un retraso de las transiciones familiares:
la emancipación de los jóvenes es casi 10 años más tardía que en los países nórdicos;
el primer trabajo también se retrasa, y el primer empleo estable.
Es muy difícil tener un hijo con la inestabilidad laboral y unos precios de la vivienda imposibles en las ciudades grandes*, añade la demógrafa.

*La ampliación de los permisos de paternidad es un paso en la buena dirección, pero aún falta para que se igualen*, continúa.

*Más que una prestación, es necesario un conjunto de medidas.
Que se amplíen las plazas de guardería de cero a tres años =el 62% de los niños en esa edad no están escolarizados=.
Que se involucren las empresas privadas*, afirma.

*No me preocupa el envejecimiento, es un fenómeno global, común en los países de nuestro entorno.
Lo preocupante es que las parejas no tengan los hijos que quieren tener.
Aún tenemos unos Gobiernos que ven las políticas sociales como un gasto en vez de como inversión*.

ECLESIÁSTICOS

*El número de bodas ha bajado y, aunque se tienen cada vez más hijos fuera del matrimonio, el dato no deja de ser un indicador relacionado con la descendencia.
La gente se casa para tener niños.
Si no, viven juntos*, explica Pau Miret, del Centro de Estudios Demográficos de Barcelona.

Pero Teresa Castro discrepa:
*Ya casi la mitad de los nacimientos son fuera del matrimonio*, afirma la investigadora del Consejo Superior de Investigaciones Científicas.

El año pasado se registraron 163.430 enlaces, un 5,9% menos que en 2017.
La tasa bruta de nupcialidad disminuyó dos décimas, hasta 3,5 matrimonios por cada 1.000 habitantes.
El 2,9% de las bodas correspondieron a parejas del mismo sexo =4.726 matrimonios=.

Lo que sin duda permanece estable es la tendencia decreciente de los matrimonios eclesiásticos.
Desde que en 2009 los civiles superaran a los religiosos, estos no han dejado de disminuir.
En 2018 fueron 37.859, el 23,2% del total.
Los celebrados por otros ritos supusieron el 0,6%.

En cuanto a la edad media de los contrayentes, en 2018 sigue al alza:
en los hombres alcanzó los 38,1 años y en las mujeres se situó en 35,3.

*Pero para calcularlo no solo se incluye el primer casamiento, también segundas nupcias, por lo que el dato puede no ser tan tardío como refleja el INE*, matiza la demógrafa del CSIC.

Cierro con la última, es la opinión de un Colombiano mientras recorría España, y coincido con su apreciación, no por conocer España in situ ya que nunca he podido estar allí, pero tal como relataba ayer, a través de Google maps view, sí he recorrido bastante geografía en especial de pueblos, y he notado un montón de *cosas* que tienen también que ver con la nota anterior. 

Pero me reservaré para volcarlas aquí cuando probablemente =si es que mis tiempos lo ameritan= éste fin de semana pueda dar inicio a lo que comenté ayer, la idea de homenajear a mis lectorxs mostrando imágenes de sus pueblos y ciudades y acotando algunos datos y apreciaciones personales.



La primera vez que fui a España, me impresionó algo:
los enormes terrenos que podían verse detrás de la ventanilla del tren y apenas al fondo, de vez en cuando, una casita, o más allá, alguna fortaleza, una iglesia y nada de gente.
Era una España vacía de muchísimos kilómetros, le dije a una amiga alemana, y ella me contestó con un libro:



Lo compré de inmediato en una de las casetas de la Feria del Libro de Madrid, pero, por alguna razón, no lo leí sino hasta la semana pasada cuando regresé a España y creí que este sería un buen libro para el avión.
Y no me equivoqué, el libro es tan apasionante que yo no quería que ese viaje largo terminara, quería que durará un día entero, no podía parar de leer y leer y comprender por qué España es como es.

Para empezar, una frase de Charles Montesquieu que no puede ser más elocuente:

*Los españoles han hecho inmensos descubrimientos en el nuevo mundo pero no conocen aún su propio continente:
hay en sus ríos algunas zonas que todavía no han descubierto, y en sus montañas, naciones que les son desconocidas*.

De esta forma uno ya sabe el talante de lo que vendrá, y lo que vendrá tiene mucho que ver, más que sobre aquellas cuestiones que hacen singular a España, sobre una cuestión de heterofobia.
Sin lugar a dudas, hay dos Españas, pero no son las de Machado.

Hay una España urbana y europea, indistinguible en todos sus rasgos de cualquier sociedad urbana europea, y una España interior y despoblada, que se llama precisamente la España vacía, y esa España es la que uno se pregunta por qué resulta tan poco llamativa para los españoles.

Como escribe Del Molino, ni romanos ni árabes creyeron que el campo fuera otra cosa que el lugar que abastecía a la ciudad y la distancia en blanco entre una urbe y otra.
El campo no era parte de la civilización.
Castilla se extiende en sus ciudades.
La corte era itinerante, pero necesitaba una ciudad como sede.
Las había magníficas.

De piedra, amuralladas, fuertes y seguras.
Cuando Castilla llegó al nuevo mundo, en realidad llegaron sus ciudades.

*A comienzos del siglo XIX se comprobó que España no dominaba en realidad lo que hoy llamamos Latinoamérica.
Su poder se concentraba en un puñado de ciudades, pero desaparecía unas pocas leguas tierra adentro.
En la mayor parte del continente, los españoles no existían y nadie hablaba castellano.
Si Alexander von Humboldt pudo explorar Venezuela fue porque los españoles no tenían interés en aquella selva, a la que no sabían sacarle partido*, afirma el autor.

El libro es fantástico, y uno sigue el viaje a través del tiempo y del espacio de un país insólito que está dentro de otro país y da pistas del porqué incluso nos parecemos.

Fuerte abrazo.

Gilgamesh***

Fuentes;
-elpais
-elcolombiano

5 comentarios :

Mario dijo...

+1

Pues hay que ir amigo, de mochilazo aunque sea jeje, podremos?.



Abrazos

LEHAIM dijo...

Plus One.

Si BrO, aqui en españa no hay pureza de raza que mantener salvo la del pata negra..., y me refiero al cerdo iberico.

Mantener la raza pura de españoles...., es de ignorantes, maxime en un pais de cruces y pasos, historicamente como es este.

Lo de mantener la cultura de aqui, supongo sera mantener el folclore y salvajes matanzas de toros y ole...., porque la cultura de aqui es una mezcla de todos los que por aqui pasaron.

Entonces, me rio yo de estos pura sangre de apellidos multiples.

Asi somos de creidos e ignorantes a partes iguales.

Gracias.

Fuerte abrazo.

Gilgamesh dijo...


Mario-LEHAIM;
muchas gracias por valorar.


Mario;
¡¡jaja!! de mochileros..¡con qué ganas amigo!, pero yo ya estoy para criar nietos =que aún no tengo= más que para mochilear. Sin embargo bien que lo haría, pero hay un problema Bro y es que hay personas que dependen de mí, no por dependencia propiamente dicha, sino por cuestiones de humanidad y salud, y soy un hombre de palabra, entonces no puedo bajo éstas condiciones largarme a hacer mi vida de pende-viejo...jeje..Además Bro...si bien uno todavía *funciona* ya no estamos para sementales...jeje...mucho menos en tiempos donde la Mujer AFORTUNADAMENTE ha comenzado a romper los viejos preceptos del patriarcado.
Abrazo, gracias.



LEHAIM;
hola Bro, muchísimas gracias por aportar en un tema que para muchos es delicado y cuesta opinar. Verás..comparto totalmente sobre la imposibilidad de exigir *pureza o raza*, España y diría que Europa toda pero España principalmente tal como has dicho es un país de cruce, de grandes movimientos de masas humanas que han llegado desde todos lados.

Me permito quizás discrepar en el tema de la cultura, si bien es cierto que también la dejan quienes han ido pasando, sería bueno rescatar la cultura que es mucha y de todos los ámbitos, como la música, las comidas, las artesanías, etc., esa cultura positiva que alegra la vida, y si bien comparto con vos el repudio a la tauromaquia, reitero amigo, ustedes los españoles tienen mucho de lo cual sentirse positivamente orgullosos en materia cultural.

No me atrevo a afirmar que en España abunde la ignorancia y los creídos Bro, te diría que eso nos es común a casi toda la humanidad, y quienes somos muy críticos con nuestra propia identidad solemos azotarnos en extremo. Creo que debemos ser auto-críticos, claro que sí, pero a la vez rescatar muchas cosas positivas que sin dudas las hay.

Es más hermano, cuando leo opiniones idiotas, de soberbios, egoístas, creídos, radicalizados, te podría decir que no distingo nacionalidad alguna..jeje...a no ser por algún giro idiomático puntual que identifique la escritura, pero absolutamente todos ellos...no tienen bandera sino...ideología, y eso los iguala desde la Antártida hasta el Ártico y desde Alaska hasta Nueva Zelandia.

¡¡Fuerte abrazo!!

LEHAIM dijo...

Pues si BrO..., una vez mas llevas razon.

Se puede rescatar de esta cultura, los buenos artistas, cantantes y compositores....
La mejor dieta del mundo..., la mediterranea.
Y la herencia en artesania nazari...., aparte de la palma y el esparto....

Somos un pueblo muy alegre y de bares...., al menos por la tierra de nuestros ancestros...., buen vino dulce del terreno de la comarca de la Axarquia, los boquerones y espetos de sardinas y los ya protegidos e historicos "Chanquetes".

La serie de Verano Azul, grabada en el pueblo de mis abuelos...., etc.

Y el hachis que entra a escasos 14 km desde el norte de Marruecos....

En fin..., es algo de lo poco rescatable visto desde mi particular cristal tintado....

Gracias cumpa.

Fuerte abrazo.

Gilgamesh dijo...


LEHAIM;
jeje, no Bro, no sé si llevo razón, apenas una mirada subjetica tal vez, y bien por esa lista que seguro ha de ser muchísimo más grane.
También las grandes plumas Bro, poetas, pensadores, luchadores sociales, en fin, cuando uno se pone a revisar pequeñas cosas destacadas de cada país vemos que en el fondo, todos las tienen, las tenemos, y quizás sean de esas que le ponen algo de dulzura a la esfera avinagrada que habitamos. Muchas gracias, abrazo grande.