sábado, 3 de diciembre de 2016

* Labores del Sol, labores de los hombres *

***Excelente Sábado para todos.

Como siempre revisando la actividad solar especialmente siguiendo a la mancha 2615.
Tal como les decía en el último informe solar la mancha se ha estirado =crecido horizontalmente= lo cual la mantiene en estado de inactividad.
Hasta ahora la evolución de la mancha concuerda con mi especulación previa, se encuentra ahora en el centro del disco, ha crecido o se ha estirado, sus dos partes necesarias para mantenerse como una latente mancha eruptiva =puntera y remolque= siguen a buena distancia una de otra y ésto me hace confirmar lo que pensaba.

A ésto hay que agregarle que al estirarse pero no demasiado, la mancha sigue con vida y conservando su potencial hasta llegar al borde donde creo que podría entregar algunos eventos. Como para diagnosticar que goza de buena salud agrego que además de estirarse sin demasiada separación también ha crecido levemente de manera vertical, es decir que se ha engrosado. 

El comportamiento de la mancha es el típico que indica que no se ha deteriorado ni ha mejorado, mantiene su potencial sin derrocharlo, esperando llegar a la mejor ubicación y reagruparse para disparar bengalas según la órden que Febo le dé.
Así se ve, importante pese a su inactividad;



Acompañando la inactividad de la mancha el viento solar ha caído en su velocidad, hace instantes se encontraba en unos 300 Kms. x seg., algo escaso para la labor solar de mitigar la radiación cósmica.
Pero en las últimas horas he notado que el agujero coronal que estaba ingresando hace unos días por el borde Sur-Oeste se ha abierto más, y se ha unificado con otros dos que estaban cerca del polo sur. 

Éste repentino crecimiento me hace pensar en que viene a cumplir una doble función. Por un lado soplar en dirección a la mancha 2615 a medida que ésta ce acerque a borde de salida, momento en el cual los vientos la van a ayudar a aglutinarse para volverse activa, y por otro lado contribuir con viento solar que refuerce la acción de la mancha.



Tal como lo indica el monitor la estimación de caída del viento solar creo que hará reaccionar a Febo en acción conjunta entre el CH y 2615 en próximos días;



¿Porqué?, porque la inactividad actual está permitiendo a la radiación cósmica haberse recuperado y estar ahora muy cerca de las últimas marcas peligrosas que tuvimos y podemos ver en la gráfica de los últimos 30 días y por donde andamos ahora;



Si lo prefieren, lo vemos en nuestro monitor testigo de estudio, estamos cerca de igualar marca y por eso, con una mancha latente y un agujero coronal importante, no creo que Febo deje pasar esa oportunidad;



Veremos dijo un tuerto, y ahí vamos..con un ojo espiando al Sol y con el otro al clima terrestre.

Les presentaba el otro día un formidable archivo PDF con conceptos claros sobre *vulnerabilidad climática* que se diferencia perfectamente de culpabilizar al clima como el castigador del humano.
En Cali-Colombia las cuestiones climáticas han estado provocando reales estragos;



y que, gracias al perfecto relato de un cronista colombiano, nos permite entender cuando hablamos de *vulnerabilidad* que es la madre de las desgracias humano-climáticas, o sea... el desastre humano a la hora de tener en cuenta tantas cosas..que no se tienen en cuenta ni se resuelven....;


Entre el frío y el calor

Entre temperaturas bajas que nunca se habían sentido y olas de calor de las más altas registradas en el último siglo han estado los caleños en los meses recientes. Esa variación que durante el último trimestre experimenta la ciudad tiene nombre propio: el cambio climático.
Hace 15 días en Cali y el Valle tocó sacar del fondo del armario abrigos y cobijas de lana cuando el tiempo bajó hasta los 12 grados centígrados. Tres meses atrás, lo mejor era quedarse en un lugar fresco para pasar los 35 grados que se marcaban a la sombra y no enfrentarse a los 38°C de sensación térmica cuando se estaba expuesto al sol.

Son los extremos del clima, que en esta región pasa la factura del daño ambiental causado al Planeta y se refleja de forma directa en unas temperaturas inusuales así como en fenómenos naturales cada vez más frecuentes y agresivos. Si a ello se suman la falta de precaución para evitar los desastres, la desatención de los factores de riesgo o la imprevisión de ciudades que han crecido de forma desordenada, el coctel puede ser peligroso.

En agosto pasado la lucha de los bomberos era dominar los 439 incendios en las zonas rural y urbana de la ciudad. El jueves anterior la urgencia de los organismos de socorro fue controlar las emergencias por el vendaval más intenso del que tenga memoria reciente Cali, donde en una hora cayó la cantidad de lluvia máxima que se esperaría para un día en época de invierno.

La suma de factores provocó la tragedia que dejó seis víctimas mortales, además de múltiples daños y pérdidas materiales. Lo ocurrido en Siloé, donde una vivienda colapsó y se llevó la vida de un adulto y cinco niños, es la conjunción de un fenómeno natural sin precedentes que se presenta en una zona de riesgo en la cual se permitieron las invasiones y las construcciones sin los mínimos controles. Es la misma historia de sectores como Nápoles o Terrón Colorado.

Igual azar es el que se vive con el jarillón del río Cauca, donde aún hay miles de familias asentadas y donde las soluciones para retirarlas del lugar así como para comenzar las obras urgentes de refuerzo del dique, se enfrentan contra polémicas populistas y con la demora en las obras necesarias para evitar que el 70% de los caleños padezca una catástrofe si el río se desborda.

Ciudades como Cali se enfrentan a riesgos enormes por el cambio climático, con un futuro difícil si no se actúan con resolución. Ello comienza por reconocer que las urbes tienen gran responsabilidad en el daño ambiental, por lo cual deben reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero, mejorar la calidad de su aire y cuidar sus fuentes hídricas, como se comprometieron ayer en México 85 alcaldes reunidos para analizar el papel que juegan en el calentamiento mundial.

Cuando se pasa de la escasez de agua a las inundaciones o de las más altas temperaturas a las más bajas, vale preguntar si estamos preparados para el cambio climático, y si se permitirá que sigan invadiendo sectores de riesgo para después afrontar desastres. El futuro será aún más extremo y hay que estar listo para atender sus consecuencias.

El cronista es correcto en sus apreciaciones, él lo resume como *polémicas populistas* y creo que allí se queda corto en el análisis que es mucho más profundo.
Creo entender cuando él hace esa referencia, a que cuando hay gente que no tiene ni dinero ni un mísero metro de tierra donde vivir se instala donde encuentre un pedazo de tierra aunque ese sitio no sea apto para vivir, ¿qué hacen las autoridades? algunos no permitirán que se instalen, otros lucharán para que sí puedan instalarse.

Y allí encontramos la dicotomía entre derecha e izquierda, mientras nadie resuelve el problema.
¿Quién es el verdadero responsable, el principal? 
es el Gobierno que se declara incapaz de hallar una solución.
¿Cuál es el problema? 
generalmente utilizan dos excusas, que no hay dinero para vivienda digna, y que hay poca tierra.
Mienten en ambos casos...

Colombia es un país inmensamente rico, entonces el problema del dinero como excusa obedece a la enorme inequidad a la hora de la distribución de la riqueza...y el problema de las tierras...es también a quienes se las adjudica.
Hermosos y redituables barrios *privados* o *cerrados* exclusivos para gente adinerada..., cero inversión en barrios de viviendas para la clase obrera que no puede acceder al crédito, qué digo...apenas le alcanza para vivir.

Entonces hay que apuntar a quienes han estado gobernando, que no han cambiado demasiado de nombres y mucho menos en la matriz político-económica de sus modelos de gobernanza. Una ideología de gobierno responsable de la inequidad en la administración de la riqueza y ahí se acaba el asunto.

Segundos responsables;...quienes avalan con su voto éstas desgracias que no vienen del cielo ni nacen de un repollo...

Cuando somos ignorantes del civismo o de la política, estamos condenados a elegir eternamente a verdugos impiadosos, a los cuales les da igual que la gente tenga que vivir a la vera de un río altamente peligroso por sus crecidas, o que se invadan espacios inadecuados con viviendas inadecuadas, o que sea la naturaleza en colaboración con la desidia humana...las que reduzcan la población sin disparar ni una sola bala...

Lo que pasa en Cali no es patrimonio exclusivo de Cali ni del resto de Colombia, ni del resto del mundo..., en el mismísimo EEUU la gente sin trabajo vive en una casa rodante...en México en las laderas de un volcán, en la rica Alemania 12 millones son pobres y viven en la calle...lugar poco recomendable para vivir ¿no?.

Aquí en mi ciudad, 20 familias arman sus precarias viviendas de lata y cartón a tan sólo dos metros de la vía del ferrocarril por donde diariamente pasan las formaciones ferroviarias...¿y el Estado?..bien gracias...

De éstas cosas no se prefiere hablar...y son precisamente de las que debemos hablar...excepto que los gobiernos sigan usando al cambio climático como eterna excusa para enmascarar sus pésimas intenciones contra algo tan digno como es gobernar o administrar los recursos mancomunadamente para que todo el hormiguero esté bien o un poco mejor.

Gilgamesh***

Fuentes;
-eltiempo
-elpais

3 comentarios :

Alejandro Arrabal Diaz dijo...

+1.

eleritzo espaider dijo...

..a pagar los de siempre..en tos lados..expuestos al "elemento ambiente"..saludos de hormiga. Namasté.
pd:..de nuevo gracias por el "yin"..

Gilgamesh el inmortal dijo...

Alejandro y 2+; muchas gracias

eleritzo espaider; Así es amigo, namasté, ah...de nada...veo que recibiste el recado, me alegro.